La poesía no se escribe

titula Eladio Orta su último libro. Tantas veces nos hemos traído a Eladio y sus avatares por estas Islas en la Red. Hagan, sin más, una busca. Orta, con sus poemas como gota malaya horadando la espesura de nuestra visión, tan condicionada, tan vigilada, raro es el año que no nos presente un libro nuevo, constante en su ejercicio de pocero, buscando las corrientes ocultas. Acá van unos cuantos fragmentos /poemas de La poesía no se escribe. Atención a la voz de Eladio, una de las poquitas con filo verdadero.

1b

cuando deje de escribir / me llevaré

una silla al huerto  y me sentaré

en ella a contemplar el huerto

de 2a

los vínculos del odio
no auguran ternuras

ni siembran árboles
en las cicatrices 
hueras de los sueños

los vínculos del odio
levantan espigones en la costa

si se apaga la poesía
volveré a jugar a las casitas y
a médicos y enfermeras sin fronteras
en los bello e  inocentes escondrijos
de la espesura abrupta del retamar

de 3a

todo exceso de metáforas es fiambre neurótico

si se apaga la poesía que me convierta
en bichito de luz para alumbrar las oscuridades
de mi ceguera  y me ayude a seguir rebuscando
en el canasto de las brevas / la breva que nunca 
voy a relamer

la breva destinada a la saliva
de los picos de los pájaros

de 9a

si la poesía se toma un descanso indefinido  y decide tomarse unos baños de música de ranas con mezclas de cantos de grillos / sentada en el patio de butaca de la noche  /  no pido otra cosa que convertirme en espantapájaros asustapoetas para barrer los macromaquillajes de la primera línea insulsa del postureo y de paso abanicarles las humedades cochambrosas al compadreo de las autoridades poéticas aduaneras y a los enjambres de yo que vuelan a orillas de mis zapatos


si se apaga la poesía / que se despolvoreen las carpetas azules y manen ojos extraviados de fornecos activos en el silencio abrasivo del eco transformador del fango vivo




2 comentarios sobre “La poesía no se escribe

Agrega el tuyo

    1. Gracias, Azurea, pero creo que deberíamos dárselas a Eladio. Una manera estupenda es comprar su libro. Tienes el enlace de la editorial GARVM en la entrada. Muchas gracias a ti, por cierto, por seguir este vetusto blog.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: