Esto sucede siempre…

En algún barrio malurbanizado surge un ritmo venenoso al que al principio nadie da importancia, hasta que se convierte en el sonido de la ciudad extendiéndose como una enfermedad contagiosa, de gente sucia y pobre. Sus letras suelen ser estúpidas y obscenas, el baile que las acompaña sexualmente explícito, y tanto las personas bienpensantes como los intelectuales de peso reaccionan siempre igual: ponen el grito en el cielo / levantan la ceja… qué horror, qué desvergüenza, que falta de nivel, que cosa cutre… Despues aparece Berry (rock’n’roll -la música del diablo-ya saben) , o Marley (reggae) o Juan Luis Guerra (merengue, bachata…), y el sonido arrastrado va y coge vuelo.

Pues esto ya la está pasando al regaetton, y en todos sitios hay algo que aprender. Señores poetas, aguzemos las orejas, que no se nos queden secas como viejas pendejas, lo tomas o lo dejas, después no me vengan con quejas 😉:

En mi cabeza tengo gusanos color verde
mordiendome la vena del cerebro
por eso soy rebelde
como un anciano
corriendo bicicleta en calzoncillo
con viagra en los bolsillos
soy rebelde
como un monaguillo en la iglesia
fumando cigarrillo
sin que la monja se lo sospeche
soy rebelde
como una vaca que no quiere dar leche
Todas Las viejitas
con pelos en las piernas
con espiritus libres
y de mentes modernas
dejen de romperse la cabeza
y brinquen en la mesa
encima de las papas francesas

(…)

mi amor tu te vas a enamorar de este inmoral
aunque seas inteligente o anormal
da igual, según Sigmund Freud
la sexualidad rodea todo lo que soy
lo sexual es natural,
yo te meto mono
con la mona
como animal planet
y espermatozoides con ovarios
como discovery channel
abran su mentalidad de Disney Channel
y maduren bailando hasta que se fracturen
lengua por lengua, sin que te censuren
los literatos defensores del idioma, anticuados
que no bailan , quietos como momias
del club de los smithsonians

Calle 13, Fragmentos de Fiesta de locos

3 comentarios sobre “Esto sucede siempre…

Agrega el tuyo

  1. No me digas eso… Tengo comprobado que cuando uno se siente viejo no hay nada mejor que un baile…así que ya sabes 😉 Lo cierto es que creo que la gente que “trabajamos” con palabras debemos tener las orejas bien desplegadas y la mentalidad abierta. En el rincón más insospechado surge la sorpresa, brilla el reflejo de una moneda de oro…

    Me gusta

  2. Muy interesante tu blog, Daniel.

    Estoy de acuerdo en tu defensa de la poesía que surge del pueblo, de raiz oral, creada para ser cantada, para denunciar y bailar. Es una defensa a la vez muy antigua y muy actual.

    Un abrazo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: